Mañueco no responde al Gobierno… ahora por quitar poder a los sindicatos

Yolanda Díaz ha pedido explicaciones a la Junta de Castilla y León tras la supresión del organismo de mediación laboral que ha impuesto Vox

Castilla y León anuncia ayudas de hasta 2.000 euros para repoblar sus pueblos
Mañueco vuelve a dar la callada por respuesta al Gobierno… ahora por quitar poder a los sindicatos.

Vox anunció la supresión del Servicio de relaciones laborales de Castilla y León (Serla), que media en conflictos del ámbito del empleo, y provocó la reacción del Ministerio de Trabajo. Pero, casi una semana después, el departamento que dirige Yolanda Díaz no ha recibido respuesta de la Junta, como ocurrió también con el protocolo antiabortista.

El consejero regional de Industria, Comercio y Empleo, Mariano Veganzones, tomó hace unos días esta decisión por el “endeudamiento actual y la falta de financiación”. No obstante, este recorte de los fondos públicos responde a que los Presupuestos de la coalición PP-Vox, que gobierna la comunidad, han eliminado este apoyo.

La patronal y los sindicatos han criticado lo ocurrido y han pedido la intervención de Trabajo, cuya responsable, Yolanda Díaz, aseguró el pasado lunes que esta medida es “gravísima”. Díaz señaló que a la extrema derecha “le molestan los derechos laborales y los sindicatos”.

Sin respuesta después de cinco días

Sin embargo, según ha podido saber Confidencial Digital por fuentes del Gobierno central, el departamento que dirige la vicepresidenta segunda se mantiene a la espera de que la Junta le dé, cinco días después de pedirle explicaciones, una respuesta sobre la supresión del Serla en Castilla y León.

Ha insistido al presidente autonómico, Alfonso Fernández Mañueco, del PP, que de mantenerse esta supresión “se verían vulnerados los intereses y los derechos de las personas de su comunidad, en el caso de la inaplicación de una parte de la legislación que es competencia del Estado”.

“Hay una parte de la legislación laboral y una parte de la reforma laboral que quedarían sin aplicación”, reiteró.

Se produce en un momento en el que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, acaba de enviar una carta al jefe del Ejecutivo de Castila y León, Alfonso Fernández Mañueco, en la que le ha avisado de que el Gobierno "se reserva la posibilidad de actuar en defensa de sus competencias y de la legalidad vigente" en materia de salud sexual y reproductiva si en algún momento llegase a materializarse "por cualquier vía" el anuncio de la Junta de Castilla y León sobre las medidas antiaborto.

La guerra de Vox contra los sindicatos

El principal cometido del Serla, respaldado por la patronal, consiste en la mediación en conflictos laborales individuales o colectivos para evitar que se judicialicen. Sin la ayuda de este organismo se produciría una ralentización de la justicia, mayores gastos y una mayor saturación de los procesos judiciales. El presupuesto retirado ascendía a casi un millón de euros anuales.

La consejería ha atribuido esta decisión a motivos económicos. Vox lleva desde que entró en el Gobierno autonómico, en abril del año pasado, cargando contra los sindicatos. En verano anunció un recorte de 20 millones de euros a los sindicatos, lo cual no llegó a producirse, pero finalmente se ha traducido en menos apoyo laboral para las mujeres víctimas de violencia machista o reducciones presupuestarias en la prevención de riesgos.

 

El Serla tramitó en 2022 hasta 3.534 conflictos individuales, la cifra más alta de sus 25 años de historia, un 30% más que en 2021. Asimismo, intervino en 341 conflictos colectivos (un 17,6% más que en 2021) que implicaron a 259.700 trabajadores de 19.142 empresas.

Video del día

Mark Rutte sustituirá a Jens Stoltenberg al frente de la OTAN
Comentarios