Imprimir

El Ayuntamiento de Madrid se quedará con las nuevas paradas de autobús contratadas por Ana Botella

El Confidencial Autonómico | 29 de agosto de 2014

Ana Botella presenta las nuevas marquesinas.
Ana Botella presenta las nuevas marquesinas.

Las marquesinas de las paradas de autobús madrileñas están en pleno proceso de renovación. Al contrario que el anterior, el acuerdo con la nueva empresa concesionaria incluye que el Ayuntamiento podrá quedarse con las infraestructuras una vez expire el contrato. Además, el consistorio ingresará 151 millones por el cambio.

El contrato que mantenía ligadas las antiguas marquesinas al Ayuntamiento de Madrid expiró recientemente. En una de las cláusulas se incluía que, una vez finalizado el acuerdo, la empresa disponía todos los derechos sobre las infraestructuras, y les pertenecían. Por eso, las infraestructuras que están siendo sustituidas vuelven a la empresa que las instaló.

Por tanto, era necesario para el Ayuntamiento encontrar una empresa que instalara unas marquesinas nuevas. El concurso no fue muy competido, ya que solo se presentó una entidad: la Unión Temporal de Cemusa (filial de FCC) y JCDecaux.

Según han explicado fuentes del Ayuntamiento de Madrid, “este contrato es mucho más beneficioso que el anterior. Además de la mejora económica, podremos quedarnos con las marquesinas una vez finalice nuestra vinculación a la empresa”.

El contrato, en principio, es para los próximos 13 años, aunque es admisible una prórroga. La concesionaria se ha comprometido a la fabricación, instalación y mantenimiento de las marquesinas. Además, tendrá que pagar 12 millones al año al Ayuntamiento, lo que supondrá un ingreso de más 150 millones de euros.

Entonces, ¿qué gana la empresa concesionaria? Pues derechos sobre una de las fuerzas que más peso tienen en el régimen económico actual: la publicidad. La entidad encargada de renovar las marquesinas se queda, gracias al nuevo contrato, con la gestión de la gran mayoría de los espacios publicitarios disponibles en la infraestructura.

De las 7.680 caras que se pueden utilizar con fines publicitarios en las marquesinas, la Administración Local se reserva 800 para sus propias campañas. El resto, son gestionadas totalmente por la empresa concesionaria.

Indignación en el Ayuntamiento por el rumor sobre la falta de solidaridad con los “sin techo”

Últimamente ha circulado por las redes sociales, e incluso en algún medio digital, que el diseño de las nuevas marquesinas estaba pensado para evitar que los indigentes pudieran acostarse en los bancos, ya que cuentan con separadores verticales que cortan la continuidad del asiento.

Desde el consistorio madrileño consideran “indignante” que se baraje esta posibilidad. Fuentes oficiales del Ayuntamiento han explicado a ECA que “siempre hemos tenido muchísimas actividades de ayuda a la gente sin hogar, como nuestro programa SAMUR. Además, el diseño de las marquesinas ni siquiera depende de nosotros”.

Las nuevas marquesinas son más estilizadas, con un diseño moderno y formas más poligonales. Incluirán una tecnología bastante avanzada: wi-fi, avisos del tiempo de llegada de los buses, posibles incidencias...

Puede ver este artículo en la siguitente dirección https://autonomico.elconfidencialdigital.com/articulo/madrid/Ayuntamiento-Madrid-contratadas-Ana-Botella/20140828184050016906.html


© 2020 El Confidencial Autonómico

Copyright © 2018 Todos los derechos reservados. Esta información es para el uso exclusivo de los lectores de El Confidencial Autonómico. No está autorizada su difusión ni citando la fuente. Publicaciones Confidenciales C/Naranjo 3, 1º Dcha 28039 Madrid. Teléfono: +34 91 445 96 97