Ultima hora

Luis E.Hellín, condenado por el asesinato de Yolanda González, realizará el peritaje de parte de la agenda de Cifuentes

MADRID, 19 (EUROPA PRESS)

El perito Luis E. Hellín, condenado a 43 años de cárcel por el asesinado de Yolanda González en 1980, realizará en el juicio contra la expresidenta regional Cristina Cifuentes el peritaje de parte sobre el análisis de la agenda electrónica aportada por su defensa días previos a la vista, que arrancó ayer en la Audiencia Provincial de Madrid.

Hellín perteneció a la milicia ultra de Fuerza Nueva y fue condenado en 1982 a 43 años de prisión por el asesinato de la estudiante Yolanda González Martín, de 19 años. Su nombre es Emilio pero cambió su nombre a Luis Enrique para pasar "inadvertido".

Desde hace años, Luis E. Hellín tiene una empresa de peritaje criminal, que ha sido contratada por el abogado José Antonio Choclán para realizar el análisis de cómo se extrajo una cita concreta de la agenda de Cifuentes cuando estaba en la Delegación de Gobierno en Madrid.

En la cita constaba la fecha y la hora de la defensa de su Trabajo Fin de Máster (TFM), una defensa que mantiene que realizó a pesar de que ayer en el juicio la entonces directora de su máster y también acusado reconoció que falseó el acta del tribunal por las presiones que recibió de Enrique Álvarez Conde y la exasesora de Educación acusada María Teresa Feito.

El juicio contra Cifuentes arrancó ayer con novedades después de que la defensa propusiera en las cuestiones previas la incorporación de dos nuevas pruebas; una copia de la agenda electrónica de Cifuentes de 2012 y un certificado académico de la URJC en el que consta que superó las asignaturas y el trabajo.

Respecto al pendrive, Choclán solicitó que se aporte un informe pericial elaborado por el perito Luis E. Hellín y en el que se detalla cómo ha sido extraída una cita de la agenda electrónica de la expresidenta madrileña.

El próximo viernes declarará Cifuentes y previsiblemente mantendrá que realizó el máster y su TFM, pero que se le pudo perder en las mudanzas que ha realizado desde que lo obtuvo.

CONDENADO

La Audiencia Nacional condenó a Emilio Hellín Moro a 43 años de cárcel por asesinato, allanamiento de morada, detención ilegal, depósito de armas de guerra, armas de defensa, municiones, tenencia de explosivos, falsificación de DNI y uso público de nombre supuesto.

Por estos delitos fue condenado y pasó algunos años en prisión aunque consiguió huir del país aprovechando un permiso. Se acogió al amparo que le dio el Gobierno de Paraguay. En los años 90 fue deportado a España, cumplió la condena que le restaba y salió en libertad en 1996.

Hellín Moro, bajo otro nombre, colaboró con el Ayuntamiento como profesor externo en materia de seguridad. Desde el entonces equipo de Gobierno, del Partido Popular, alegaban en 2012 que los antecedentes del ultraderechista condenado pasaron "inadvertidos" a lo que el entonces portavoz de IU de Seguridad Ángel Lara replicaba que era un "apellido inolvidable" para cualquier persona que sufriera los momentos más duros de la Transición.

Hellín Moro cambió su nombre --de Emilio pasó a Luis Enrique-- y empezó a dar clases sobre seguridad en distintas administraciones. Llegó como profesor externo al CIFSE municipal en 2011, cuando fue contratado para dar un total de 25 horas de clases en dos años.

Tenía como aval su formación como ingeniero superior de Telecomunicaciones y su experiencia demostrada al haber impartido cursos a la Guardia Civil sobre delitos telemáticos, por ejemplo, como explicó en su momento el equipo de Gobierno. Tras conocerse el pasado de Hellín Moro el Ayuntamiento decidió que no volvería a ser contratado.

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes