Ultima hora

AJFV elabora un informe sobre la escasez de nombramientos de juezas en la cúpula judicial por parte del CGPJ

"El problema para las mujeres en la Justicia española no es acceder, sino ascender", concluye la asociación

MADRID, 18 (EUROPA PRESS)

La Asociación Judicial Francisco de Vitoria (AJFV), la segunda por número de afiliados ha presentado ante el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) informe sobre los nombramientos discrecionales de altos cargos en la Justicia española que concluye que se siguen haciendo con un sistema "totalmente discrecional" que permite y fomenta un "sesgo de género en perjuicio de las mujeres".

Recuerdan que esta discrecionalidad es "una de las actuaciones más polémicas" del CGPJ y "uno de los puntos más negativos" en la valoración por países que cada año publica el Grupo de Estados contra la Corrupción (GRECO) del Consejo de Europa, lo cual genera "desconfianza en la opinión pública e insatisfacción en la mayoría de los miembros de la Carrera Judicial".

Añaden que el organismo europeo lleva desde 2013 insistiendo a España en que los criterios de mérito y aptitud para estos nombramientos "deben definirse claramente y evaluarse de forma objetiva" para así "disipar cualquier sospecha de influencia indebida en la promoción de jueces a altos cargos", algo que el propio GRECO considera "muy importante para dar confianza a los ciudadanos sobre la justicia y transparencia de los procesos judiciales".

A pesar de que hace ya siete años el GRECO recomendó a nuestro país corregir este sistema tan discrecional, el mismo organismo europeo ha confirmado hasta en tres ocasiones (2016, 2017 y 2019) que el CGPJ sigue sin establecer esos criterios de forma clara y objetiva, entre otras cosas porque los va fijando individualmente en función de cada convocatoria, "con el consiguiente riesgo de que los requisitos se ajusten a un resultado o candidato específico", advierte el informe de AJFV.

FALTAN CRITERIOS OBJETIVOS

Además, el CGPJ tampoco ha fijado esos criterios en ninguna ley ni reglamento para no tener así que consultar a las asociaciones judiciales _como obliga el artículo 560.2 de la Ley Orgánica del Poder Judicial para estos casos_, algunas de las cuales llevan años exigiendo más transparencia y objetividad en estos nombramientos.

Por eso, el informe de la Comisión de Igualdad de la asociación concluye que "la experiencia con estos nombramientos clave ha suscitado críticas de la opinión pública y de la propia Carrera Judicial por la supuesta opacidad y discrecionalidad de los procedimientos y decisiones del Consejo General del Poder Judicial", tanto del actual como de los anteriores.

LA DESIGUALDAD EN DATOS

Este informe de AJFV recuerda también que en las explicaciones del CGPJ para justificar cada nombramiento "no se contiene ni una sola referencia al principio de igualdad ni consta que se haya emitido informe alguno de impacto de género", a pesar de que la normativa del propio Consejo obliga a incluir en cada propuesta de nombramiento una valoración concreta de si el mismo de adecúa a la Ley de Igualdad en vigor desde 2007.

Cabe destacar que, desde hace ya bastantes años, más de la mitad de los jueces españoles son mujeres y sin embargo su presencia en la cúpula judicial sigue siendo "realmente escasa y sobre todo en aquellos cargos que son por nombramiento discrecional", como recuerda este informe y constatan los datos del propio CGPJ: siendo más del 54% de la Carrera Judicial, las mujeres apenas llegan al 20% del Tribunal Supremo y sólo una de ellas es presidenta de sala.

De la misma manera que sólo hay un 21% y 12% de presidentas en los Tribunales Superiores de Justicia y Audiencias Provinciales de todo el país y no por falta de mujeres que puedan serlo, ya que su presencia en estos tribunales es el doble y hasta el triple, respectivamente, que en la presidencia de los mismos.

ANTIGÜEDAD SIMILAR A SUS COMPAÑEROS

Nada de lo anterior se justifica por que las mujeres se hayan incorporado más tarde al ámbito laboral en general y al judicial en particular, ya que la antigüedad media de las juezas españolas (18 años) no es muy distinta a la de sus compañeros (22): los mismo ocurre por ejemplo en el Tribunal Supremo, cuyas magistradas tienen una trayectoria media de casi 29 años, también muy similar a la de los hombres (33) y, en cualquier caso, más que suficiente para que ese dato no sea ninguna excusa para justificar la actual desigualdad en este y otros tribunales españoles.

Pero es que además los nombramientos más recientes del propio CGPJ "tampoco revelan ningún cambio significativo de tendencia", denuncian, pues los hombres siguen copando también los cargos más recientes. Esta situación tampoco se justifica porque las juezas españolas opten menos a estos altos cargos: la prueba es que, cuando esos nombramientos no dependen de la discrecionalidad, sino de votaciones entre los propios jueces, por ejemplo para elegir a miembros de las Salas de Gobierno de los TSJ, ellas se animan a presentarse tanto como ellos (48%-52% respectivamente).

Sin embargo, cuando saben que es el CGPJ el que fija y valora los criterios para cada plaza, las juezas españolas se lo piensan mucho más porque son perfectamente conscientes de esa desigualdad que retrata este informe.

PROPUESTAS DE IGUALDAD

En ese mismo sentido, AJFV insiste en que la Comisión de Igualdad del CGPJ realice de una vez y "con la mayor urgencia" los estudios pertinentes para identificar por qué las mujeres participan menos en los procesos selectivos de cargos judiciales que se nombran de forma discrecional, algo que supuestamente ya estaba contemplado en los Planes de Igualdad del propio Consejo de 2013 y 2020, pero que sigue sin hacerse.

También propone que se modifique el reglamento de 2010 que regula esos nombramientos discrecionales para clarificar y objetivar sus criterios de designación y que, como es legalmente preceptivo en tal caso, todas las asociaciones de jueces puedan presentar sus correspondientes informes con propuestas para mejorar y garantizar la igualdad del sistema de nombramientos.

Por último, la asociación, de corte moderado, insta al órgano de gobierno de los jueces a que todos sus nombramientos para presidencias y plazas de las Audiencias Provinciales y Nacional, Tribunales Superiores de Justicia o Salas del Supremo, "contengan una concreta motivación que explique cuáles han sido los criterios que han llevado al CGPJ a decidirse por la persona designada entre los demás aspirantes".

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres formar parte de ECD?