Madrid

Sánchez cambia de estrategia en Madrid para elegir candidato a la alcaldía

Está ‘empujando’ a la portavoz socialista en el Ayuntamiento, Mar Espinar, para que se presente contra Reyes Maroto, el nombre ‘oficial’ designado por Moncloa

La ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, y el secretario general de los socialistas en la Comunidad de Madrid, Juan Lobato, llegan al Comité Federal del PSOE en la sede del partido.
photo_camera La ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, y el secretario general de los socialistas en la Comunidad de Madrid, Juan Lobato, llegan al Comité Federal del PSOE en la sede del partido.

Pedro Sánchez ha cambiado de opinión, y ahora promueve unas ‘primarias’ para elegir candidato del PSOE a la alcaldía de Madrid. Moncloa se niega a que los militantes madrileños le acusen de “dedazo”, y sobre todo busca que no se le impute toda la responsabilidad en caso de un fracaso electoral. Pero serán unas primarias ‘trucadas’.

Aún quedan unos días para conocer quién será la apuesta del PSOE para la alcaldía de la capital. Será cerca del 21 de noviembre, que es cuando arranca el plazo reglamentario para registrarse como precandidato, y cuando comienza, en principio, el proceso de primarias internas.

La candidata oficialista, la elegida por Pedro Sánchez y el líder socialista regional, Juan Lobato, no encontrará obstáculos, porque, a día de hoy, no se prevén rivales de peso. Todos en el PSOE de Madrid ponen un nombre claro: la ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto.

La expectación, conforme se acerca la fecha clave, va creciendo. Un clima que no pocos dirigentes en el PSOE de Madrid ven contraproducente si la apuesta finalmente no responde al interés generado con antelación.

Primarias ‘trucadas’

Según ha podido saber Confidencial Digital por fuentes socialistas en Madrid, Pedro Sánchez promueve en la sombra unas primarias ‘trucadas’ para elegir candidato.

Persigue que su ‘elegida’ tenga algún rival, con el fin de no verse acusado de “dedazo”. Y también para no tener que asumir además toda la responsabilidad, en el supuesto de un sonado fracaso electoral como ocurrió con el ex seleccionador de baloncesto, Pepu Hernández.

Para que se enfrenten a la candidata ‘oficial, Moncloa está ‘empujando’ a la portavoz del PSOE en el Ayuntamiento de Madrid, Mar Espinar, y a la concejal Enma López, para que compitan contra la aspirante promovida por Moncloa y la dirección autonómica.

Candidatura alternativa

Hay que destacar que la actual portavoz socialista en el Consistorio nunca ha ocultado su deseo de ser la candidata en las próximas elecciones municipales, pero tampoco ha dado el paso de forma oficial.

Lo último que declaró, antes de que se sucedieran los nombres y las quinielas, es que tenía una conversación pendiente con Juan Lobato para decidir si se presentaba a las primarias; pero desde entonces no ha vuelto a dar ninguna pista.

Su mensaje de cara a la opinión pública se centra en reivindicar el trabajo del grupo socialista en los últimos meses, tras poco más de un año al frente.

Mar Espinar ha venido reprochando a la dirección del PSOE su obsesión por designar un candidato externo a la capital y ajeno al trabajo del día a día en Cibeles. La portavoz socialista ha recordado que la formación, que actualmente es la cuarta fuerza en la ciudad, presenta signos de mejora en las últimas encuestas publicadas.

Que la designada sea refrendada

Moncloa busca que el cartel oficialista para las municipales sea votado por las bases en urna. El reglamento de primarias del PSOE prevé que los precandidatos tengan que recoger avales entre el 23 y el 29 de noviembre.

Los que consigan el apoyo de entre el 12% y el 15% del censo de los militantes socialistas de la capital (en torno a 600 y 700 afiliados), serán proclamados candidatos el 30 de noviembre.

Si nadie más que la candidata de Sánchez y Lobato concurre, se convertirá ese día en la cabeza de cartel del PSOE para Madrid. En caso de que haya dos o más aspirantes, se abrirán las urnas en primera vuelta el 11 de diciembre, y en segunda ronda, si es necesario, una semana más tarde, el 18.

Reyes Maroto no se descarta

Mientras tanto, Reyes Maroto no ha dado el paso, aunque tampoco se ha descartado para la carrera. Y eso, a estas alturas, ya es un dato relevante, porque otros miembros del Gobierno -Félix Bolaños y Pilar Llop- sí lo hicieron antes de que el líder del PSOE de Madrid, Juan Lobato, avanzase la semana pasada que la designada era una mujer.

Maroto señaló a los periodistas hace unos días, tanto durante a una visita a Segovia como en una entrevista en ‘Al rojo vivo’ (La Sexta), que “no ha tenido tiempo de pensar en candidatura” porque está “centrada en el día a día del ministerio”.

“Vamos a ver. Todavía queda tiempo para que se presenten los candidatos”, manifestó, señalando por tanto a esa fecha, marcada en el reglamento del PSOE, del 21 y 22 de noviembre, para lanzarse al ruedo.

Y preguntada si le gustaría asumir esa responsabilidad, respondió: “No es que me apetezca a mí. Todos los militantes estamos a disposición del partido -ahí estaba la clave-, pero ahora me ocupa mi tarea como ministra”.

“Está muy abierta todavía la candidatura. Hay tiempo, y serán los militantes de Madrid los que decidan quién es su candidata para ese puesto tan importante y tengamos la mejor candidata que pueda efectivamente llegar al Gobierno”, abundó. Maroto, por tanto, no ha dicho que no.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?