Madrid

Una empresa lleva a los tribunales a la sanidad madrileña por paralizar un contrato millonario de compra de EPIs

El órgano de contratación frenó sin dar explicaciones la licitación que tenía carácter urgente. Buscaban proveedores de mascarillas, trajes especiales, guantes, mamparas…

Sanitarios de la residencia de San Juan de Dios, ataviados con EPIs el 30 de marzo del 2020.
photo_camera Sanitarios de la residencia de San Juan de Dios, ataviados con EPIs el 30 de marzo del 2020.

La pandemia puso de manifiesto la dificultad que tuvo la Administracióngarantizar la protección de todo el personal sanitario. La ausencia de medios provocó un aumento en la tasa de contagios de médicos, enfermeros, celadores o personal de limpieza.

Para surtir a todos los hospitales y centros sanitarios de la Comunidad de Madrid de mascarillas, guantes, EPIs o mamparas de protección, el Servicio Madrileño de Salud (SERMAS) convocó un procedimiento de contratación de 14 lotes con carácter urgente. 

Según fuentes del despacho Administrativando Abogados, el valor estimado del contrato rondaba los mil millones de euros. Pero este proceso fue paralizado por el SERMAS sin dar explicación. 

Ante esta situación, una de las empresas que participó en la licitación pública cuyo valor de contrato ascendía a 22 millones de euros, ha decido llevar la causa al Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM). En dicho recurso van a solicitar que se ordene a la Administración a continuar con el procedimiento. 

Paralizar una contratación sin motivo es ilegal

Y es que frenar una contratación sin un motivo de peso es ilegal, ya que así lo determina la Ley de Contrato del Sector Público. 

Administrativando Abogados ha explicado a Confidencial Digital que “la administración no puede desistirse de la licitación salvo que ella mismadetecte un vicio o una irregularidad que no puede subsanar”. En caso de detectarlo, debe comunicarlo a los candidatos.

La empresa fue excluida en un primer momento

La empresa que reclama fue excluida en un principio del procedimiento porque efectuó un “redondeo” en los decimales. La Mesa de Contratación entendió que se estaba modificando la oferta.

Pero según Administrativando Abogados, este “redondeo” está previsto legalmente, por lo que presentaron un recurso ante el Tribunal Administrativo de Contratación Pública de Madrid. 

Este recurso fue estimado y dicho tribunal manifestó que el órgano de contratación debía proponer a la entidad como adjudicataria final por ser quien había presentado la mejor oferta.

Ha paralizado todos los lotes

Pero pese a la decisión del Tribunal de Contratación Pública del mes de junio de 2021, y siendo un procedimiento que “ostenta el carácter de urgente”, desde el despacho han destacado que el SERMAS ha paralizado todos los lotes.

Han añadido que el órgano de contratación se ha mantenido “en silencio” tras haber frenado todo el proceso licitatorio. “No han justificado nada ni han emitido ninguna publicación al respecto”.

Por ello, desde el despacho han destacado que “se están vulnerando presuntamente los Pliegos del Contrato, los cuales, son plenamente vinculantes por las partes contratantes y contratista”.

Ante esto, han relatado que no entienden que la Administración Pública permanezca impasible y haya paralizado un procedimiento sin dar ninguna explicación porque, a pesar de que lo peor de la pandemia ya ha pasado, sigue siendo necesario asegurar el abastecimiento a los centros sanitarios de los medios de protección adecuados.

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?