Madrid

🔊La Comunidad de Madrid actuará sobre más de 600 hectáreas de 31 municipios dañadas por la borrasca Filomena

La consejera de Medio Ambiente ha conocido los trabajos que los técnicos forestales están realizando en Alcobendas

Paloma Martín visita una de las zonas afectadas. Foto Comunidad de Madrid
photo_camera Paloma Martín visita una de las zonas afectadas. Foto Comunidad de Madrid.

La Comunidad de Madrid actuará, antes de Semana Santa, sobre más de 600 hectáreas, de 31 municipios de la región, que han sido dañadas por la borrasca Filomena. La consejera de Medio Ambiente, Ordenación del Territorio y Sostenibilidad, Paloma Martín, ha conocido los trabajos de emergencia para la recuperación que los técnicos forestales están desarrollando en la Dehesa de Valdelatas (Alcobendas), uno de las zonas más frecuentadas del Parque Regional de la Cuenca Alta del Manzanares. 

“El pasado mes de enero vivimos las mayores nevadas de los últimos 50 años, que afectaron al arbolado de la región, por ello, desde la Comunidad de Madrid hemos puesto en marcha un operativo para apoyar a los municipios que se encuentran en la zona de influencia de los parques regionales y reestablecer su entorno natural lo más rápido posible”, ha destacado la consejera. 

Para llevar a cabo las intervenciones en los montes públicos y los espacios protegidos de la región, los técnicos de la Dirección General de Biodiversidad y Recursos Naturales, en colaboración con los agentes forestales, han supervisado la masa forestal para evaluar los daños y poder recuperar así el patrimonio natural afectado por el temporal. En ese sentido, se han establecido cuatro zonas de actuación prioritarias, especialmente en el centro y sur de la Comunidad de Madrid que ha sido más afectada, así como los parques regionales del Curso Medio del Guadarrama y Cuenca Alta del Manzanares y Parque Regional del Sureste. 

Asimismo, se priorizarán las acciones en las áreas recreativas, sendas y espacios de los montes públicos con mayor afluencia, con el objetivo de garantizar la seguridad de los ciudadanos, ya que la nieve provocó caídas de árboles y roturas y desgarros de ramas. Los trabajos forestales consistirán en retirar restos vegetales, podar en altura ramas dañadas y actuar sobre los árboles dañados con el fin de evitar que desarrollen plagas de insectos, porque estos aprovechan esa acumulación de troncos y ramas para reproducirse. 

Mejora del arbolado de la región

Estas intervenciones de emergencia sobre la masa forestal púbica de la región vienen a sumarse a otras iniciativas ya puestas en marcha por la Consejería de Medio Ambiente, Ordenación del Territorio y Sostenibilidad, como la clonación de árboles centenarios dañados por la borrasca y otras actuaciones que se desarrollarán a lo largo de los próximos meses con subvenciones para los montes particulares, o más cuadrillas para reforzar el mantenimiento de los montes a partir de otoño. 

Además, los parques perirubanos de Polvoranca, Valdebernardo, Bosque Sur y La Cantueña se encuentran abiertos desde el pasado mes de febrero y se está finalizando la retirada de ramaje o arbolado afectado en todos ellos.

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes