Madrid

Alerta por colapso en Madrid ante un rebrote: médicos denuncian que no se cubren vacaciones

Los hospitales no están pudiendo sustituir al personal porque la Comunidad no ha renovado a la mayoría de los sanitarios que contrató temporalmente durante la pandemia

Enfermera y paciente
photo_cameraEnfermera y paciente

Desde varios hospitales de la Comunidad de Madrid y el sindicato SATSE aseguran que no están pudendo cubrir al personal sanitario que se ha ido de vacaciones en verano. “Hay que tener en cuenta que el personal de enfermería que se contrató durante la crisis del coronavirus era mayoritariamente de fuera de la capital y la Comunidad de Madrid no les ha renovado el contrato”, afirma el sindicato de enfermeros, SATSE.

Los enfermeros que una vieron terminado su contrato después de los fatídicos meses ha tenido que verse obligados a volver a su comunidad de origen a trabajar, ya que las condiciones de trabajo son mejores.

La Consejería de Sanidad lleva más de 15 días asegurando que no dispone de enfermeras suficientes para cubrir a las que ahora mismo están disfrutando de sus vacaciones y que además, la Bolsa de Empleo lleva tiempo agotada. “No es algo que nos sorprenda, ya que muchos profesionales de Enfermería han preferido trabajar en otras Comunidades que les ofrecen mejores condiciones laborales y económicas y contratos de más larga duración. Cuando la Consejería se ha puesto a buscar enfermeras éstas ya tenían contratos en firme en otras regiones”, cuenta SATSE Madrid.

Madrid, a la cola

Ricardo Furió, portavoz del sindicato, afirma que Madrid es la comunidad que menos dinero destina a Sanidad y es de las que peores paga en toda España. “Hoy en día, trabajar en nuestra Comunidad no es una buena opción ya que los contratos son más cortos y las retribuciones más bajas que en otras Comunidades”, reiteran desde SATSE.

Los hospitales de los diferentes puntos de la geografía madrileña están buscando contratar a estudiantes de medicina recién graduados, pero en muchas ocasiones se están viendo con el problema de que muchos están firmando contratos con hospitales de otras comunidades.

También existe el problema de que hay casi un millón de pacientes esperando a ser atendidos, algunos con patologías graves y cuya salud se está deteriorando con el paso de los días, por lo que la situación es extrema: sin apenas personal y con la reducción de camas de cara al verano.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres formar parte de ECD?