Madrid

También hay críticas contra Carmona, candidato a la capital

Quejas de afiliados del PSM a Ferraz contra Tomás Gómez por las tarjetas opacas y la Operación Púnica

En las últimas semanas ha habido reuniones en agrupaciones socialistas para analizar el impacto de los escándalos: “Así no ganamos las elecciones”

Los candidatos del PSM a la Comunidad y al ayuntamiento de Madrid, Tomás Gómez y Antonio Miguel Carmona.
photo_cameraLos candidatos del PSM a la Comunidad y al ayuntamiento de Madrid, Tomás Gómez y Antonio Miguel Carmona.

Tomás Gómez fue proclamado candidato del Partido Socialista de Madrid a la presidencia de la Comunidad para los comicios autonómicos de mayo tras un proceso interno en el que ningún rival consiguió los avales para que hubiera primarias. Sin embargo, ahora su candidatura empieza a ser cuestionada internamente.

A pesar de que varios militantes intentaron formar candidaturas que pudieran competir con el actual secretario general de los socialistas madrileños, finalmente tanto Tomás Gómez como Antonio Miguel Carmona fueron proclamados sin primarias candidatos para la presidencia de la Comunidad de Madrid y para la alcaldía de la capital.

Desde la proclamación de ambos como candidatos, a finales del mes de octubre, varios escándalos han sacudido con fuerza al Partido Socialista de Madrid. Primero fue el caso de las tarjetas opacas de Caja Madrid: hasta cinco dirigentes del PSM que eran vocales en la caja de ahorros cargaron 345.000 euros en gastos personales.

La reacción de la organización socialista de la Comunidad de Madrid fue expulsar del partido a los salpicados por el escándalo, algunos tan destacados como Francisco José Pérez Fernández, primer secretario de Organización que tuvo Tomás Gómez.

Pocos días después llegaron las detenciones de la ‘Operación Púnica’: entre los arrestados por la Guardia Civil en esta trama corrupta estaba José María Fraile, el sucesor de Tomás Gómez en la alcaldía de Parla.

Reuniones de militantes tras los escándalos

El Confidencial Autonómico ha podido saber que estos escándalos, que se produjeron justo después de que Tomás Gómez fuera proclamado candidato a las elecciones autonómicas sin primarias, han provocado movimientos internos en las filas del PSOE madrileño.

Fuentes internas del Comité Regional del PSM aseguran que esos dos casos, el de la ‘Operación Púnica’ y el de las tarjetas de Caja Madrid, han provocado serias dudas sobre las candidaturas para la Comunidad y también para el ayuntamiento de la capital.

Según ha podido saber ECA, en las últimas semanas se han celebrado reuniones de cargos intermedios y afiliados en distintas agrupaciones (por ejemplo, en los distritos madrileños de Retiro y de Moncloa) en las que militantes y algunos dirigentes han expresado su preocupación por las consecuencias electorales que pueden tener en mayo los escándalos que afectan de pleno a sus cabezas de lista.

Y es que muchos recuerdan, por ejemplo, la foto que ahora se ha recuperado de Tomás Gómez y Antonio Miguel Carmona (candidato a la alcaldía de Madrid y por entonces portavoz de Economía del PSM) en una reunión con Esperanza Aguirre, el vicepresidente Ignacio González y el consejero de Economía y Hacienda Antonio Beteta para tratar el futuro de la entidad y el reparto de consejeros y vocales en la caja.

“En lo de Caja Madrid estuvieron tanto Gómez como Carmona”, apunta un dirigente socialista madrileño, que añade que el actual líder del PSM tiene otra losa: su gestión como alcalde de Parla. Aunque en un primer momento la dirección federal apoyó sin fisuras a Tomás Gómez, conforme ha pasado el tiempo han empezado a salir datos que sobrepasan la gestión de José María Fraile y se remontan a la época de Gómez como alcalde.

Con Tomás Gómez no ganamos”

En las reuniones de militantes que se están produciendo, a la incertidumbre por el impacto que puedan tener los escándalos ya conocidos en las elecciones se une el miedo a que antes de los comicios del 24 de mayo se hagan públicas otras informaciones que ya sí apunten directamente a Tomás Gómez como implicado en irregularidades.

Por todo ello, la conclusión de algunas de estas reuniones ha sido tajante: “No podemos ir con Tomás Gómez de cabeza de lista. Así no ganamos las elecciones”. Esta crítica directa contra el proclamado candidato a la presidencia de la Comunidad de Madrid no se ha quedado en estos encuentros de afiliados, sino que también han llegado a la sede federal de la calle Ferraz.

El Confidencial Autonómico ha podido saber que algunos dirigentes madrileños han trasladado esta idea a la dirección del PSOE, ante la más que probable negativa de la dirección del Partido Socialista de Madrid a descabalgar a su líder y candidato: los escándalos que afectan especialmente a Tomás Gómez, pero también a otros candidatos como Carmona, pueden hundir las aspiraciones de los socialistas en las elecciones autonómicas y municipales en Madrid.

“Encima si Izquierda Unida, con Tania Sánchez de candidata, se presenta a las elecciones con Podemos, nos pueden arrasar”, calculan fuentes internas del PSOE madrileño.

Miembros del Comité Regional del PSM aseguran que “en Ferraz los miembros de la dirección están extraordinariamente preocupados”, y que incluso se ha llegado a poner encima de la mesa la posibilidad de ver si a estas alturas, después de haberlo proclamado, se podría cambiar a Tomás Gómez por otro candidato.

El Confidencial Digital ya contó que si bien por el momento la cúpula socialista, empezando por Pedro Sánchez, respalda a Gómez, ese apoyo no es incondicional: dependerá de cómo evolucionen las pesquisas sobre la corrupción en Parla, por lo que la candidatura podría peligrar para el secretario general del PSM si se ve directamente involucrado.

La elaboración de las listas, paralizada

Más allá de las quejas que están llegando a la dirección federal del PSOE, las dudas que planean sobre los socialistas madrileños también tienen congelados por el momento los procesos para elaborar las listas electorales más allá de los cabezas de lista.

“En una situación de normalidad, a estas alturas las distintas agrupaciones locales y de distrito estarían ya proponiendo nombres para ir en las candidaturas autonómicas y municipales. Pero por ahora no está habiendo esos movimientos típicos”, asegura una dirigente bien situada en el aparato regional socialista.

El motivo, como con los cabeza de lista, es el temor a que escándalos como el de las tarjetas opacas de Caja Madrid y la ‘Operación Púnica’ (que afecta tanto a dirigentes del PP como Francisco Granados, como a miembros del PSOE y otros partidos) salpiquen en los próximos meses a concejales, diputados autonómicos u otros cargos internos.

Quienes sí parecen estar moviéndose son los actuales concejales de la ciudad de Madrid y los secretarios generales de distrito: muchos quieren entrar en alguna candidatura, pero el temor generalizado es que, por ejemplo, si finalmente Antonio Miguel Carmona es el candidato al ayuntamiento, haga “limpia” y prescinda de muchos actuales ediles en su lista, para dar imagen de renovación.

Por último, un miembro del Comité Regional del PSM apunta otro motivo que está paralizando la elaboración de las listas: “Si al final Tomás Gómez no fuera candidato a la Comunidad, ¿quién monta entonces las listas?”.

 
Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes