Extremadura

Extremadura se resiste a retirar todos los privilegios que conservan Fernández Vara y Rodríguez Ibarra como ex presidentes. Se acordó derogarlos hace dos años, pero la Asamblea los mantiene

En septiembre de 2011, la Asamblea de Extremadura decidió que las prebendas de los ex presidentes que se habían acordado en 2007 debían desaparecer. Esta iniciativa se aprobó con los votos a favor de IU y el PP y la abstención del PSOE. Ahora, desde Izquierda Unida denuncian que, aunque Ibarra y Vara han renunciado a parte de sus privilegios, ambos cuentan con personal asignado, de libre designación.

“Lo único que debería quedarles a los ex presidentes de Extremadura son reconocimientos a nivel protocolario”. Ésta es la idea que ha llevado al grupo de Izquierda Unida en Extremadura a exigir que se derogue el Estatuto que recoge los privilegios de los antiguos dirigentes de la región.

Según han denunciado desde IU a El Confidencial Autonómico, la norma vigente sobre esas prebendas, –creada en 2007, “días antes de que abandonase el cargo Rodríguez Ibarra”, apuntan–debía haber desaparecido a finales de 2011. En ese momento “se aprobó en la Asamblea su liquidación”, pero prácticamente dos años después no se ha eliminado.

“Ni Rodríguez Ibarra ni Fernández Vara han hecho uso de todos los privilegios que recogía ese estatuto”, reconocen las fuentes consultadas: “Renunciaron al sueldo y a la pensión, pero sí mantienen parte del personal que les asigna el texto”.

En el caso de Ibarra, cuenta con tres empleados, uno de ellos un chófer que conduce un coche oficial. Según IU, ese personal trabaja dentro de la Fundación creada por el ex presidente después de que el despacho de Ibarra en Mérida fuese cerrado. La polémica que llevó a su clausura vino tras hacerse público su coste: cerca de tres millones de euros.

Por su parte, Vara cuenta con un asistente a cargo de la Asamblea, en calidad de antiguo jefe de Gobierno.

Ser ex presidente en Extremadura

Fuentes de IU aseguran este conjunto de privilegios “sólo lo superan los ex presidentes de Cataluña; son los segundos mejores de toda España”. Además añaden que el actual estatuto entra “en colisión con el proyecto de Ley de transparencia” que está en trámite.

La vigencia del documento, que esperan que se debata en la Asamblea dentro de aproximadamente un mes, incluye un salario, pensiones, personal de libre disposición, coche oficial, dietas, kilometraje y la posibilidad de usar una oficina, entre otros.

En IU sí consideran razonable que los ex presidentes se incorporen al Consejo Consultivo de Extremadura y puedan contar con un despacho en la Asamblea, aunque no con personal de libre designación. Su objetivo es que Rodríguez Ibarra y Fernández Vara puedan contar con la ayuda de los trabajadores de esta institución, pero en ningún caso contratar trabajadores eventuales.

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes