Estado Autonómico

El CNI alerta al Gobierno: Argelia prepara una avalancha de 10.000 inmigrantes ilegales

Imitando a Marruecos, los ‘enviará’ a Almería, Murcia, Alicante y sobre todo Baleares. Argel dice que no puede frenar a las nuevas lanchas porque “son más potentes”

La Guardia Civil intercepta una patera con inmigrantes sin papeles.
photo_camera La Guardia Civil intercepta una patera con inmigrantes sin papeles.

Alerta en el Gobierno. El CNI ha advertido a las fuerzas de seguridad de que estén preparadas para una avalancha de inmigrantes ilegales desde Argelia, similar a la recibida por Ceuta el año pasado procedente de Marruecos, tras suspender Argel el tratado de cooperación con España por el giro de Pedro Sánchez con el Sáhara. 

Fuentes próximas a la seguridad del Estado explican que el CNI ha alertado al Ejecutivo en un informe, al que ha tenido acceso Confidencial Digital, de que tiene indicios de que la ruptura de relaciones con Argelia va a impactar en el número de llegadas de inmigrantes por la llamada ruta argelina, que conecta la costa del país magrebí con AlmeríaMurciaBaleares Alicante

Ha señalado que le preocupan, especialmente las islas, volcadas en su temporada de verano y con menos infraestructura para custodiar y gestionar el flujo irregular de personas.

Equiparada la amenaza a la de Marruecos

A diferencia de Marruecos, el CNI recuerda en su informe que Argelia no ha utilizado hasta ahora la inmigración como instrumento de presión sobre España. Sin embargo, la inquietud que se respira en las fuerzas de seguridad y de inteligencia españolas ha aumentado con Argelia en los últimos meses, antes incluso de la crisis diplomática, y tras dar por controlada la amenaza de Marruecos

Ahora, el Centro ha trasladado ese nivel de riesgo a Argelia y ha alertado de un “cambio de tendencia”. La emigración desde el país más poblado del Magreb -Argelia tiene 43 millones de habitantes- hacia España es vista ahora por la cúpula del Ministerio del Interior con la misma inquietud que la procedente de Marruecos

La clase media quiere salir de Argelia

Las fuentes próximas a la seguridad del Estado consultadas por ECD explican que además de la juventud, la clase media argelina tiene ansias crecientes de marcharse de su país.

España es el primer país que padece las consecuencias de esa frustración colectiva de los argelinos. El 73% (4.005) de los inmigrantes irregulares que alcanzaron en la primera mitad del año pasado la Península y Baleares eran argelinos. Desembarcaron principalmente en Murcia y Almería.

A esos ‘sin papeles’ argelinos hay además que sumar a sirios, egipcios y bangladesíes que también zarpan desde las costas argelinas.

Los aspirantes a emigrar de estas tres nacionalidades estaban antes en Libia, pero renunciaron a intentar hacer desde allí la travesía a Italia Malta porque, si son interceptados, son devueltos a Libia e ingresados en unos centros de retención donde pueden padecer hasta torturas.

Ha suspendido las repatriaciones semanales

Ante esta situación, el informe del CNI destaca que los números se dispararon en 2019, coincidiendo con el control ejercido por Marruecos en su costa del norte y la sofisticación de las mafias argelinas, que facilitaron la emigración de miles de jóvenes frustrados con la crisis política, económica y social de su país. 

En los últimos días han alertado de que, desde que Argelia retiró a su embajador en Madrid, Said Moussi, el pasado 19 de marzo, ha suspendido las repatriaciones de inmigrantes irregulares que se realizaban semanalmente en ferri. 

Ponen como excusa las nuevas lanchas

Por si fuera poco, los agentes del CNI han recordado también que las autoridades argelinas han presumido durante años de controlar eficazmente sus costas sin tener que pedir ayuda a sus vecinos europeos y a la UE, como Marruecos. Ahora eso ha cambiado.

Han detectado que los traficantes de seres humanos utilizan “embarcaciones neumáticas semirrígidas de grandes dimensiones, provistas con motores de gran caballaje capaces de realizar trayectos en un corto espacio de tiempo”, según destacan también en la Guardia Civil.

Ante estas “barcas veloces”, cuyos motores se compran en España, la Marina Nacional de Argelia ha comenzado a reconocer dificultades. Algo que es tomado como una “excusa” por las autoridades españolas.

De hecho, la irrupción de estas potentes lanchas, cuyos patrones intentan hacer varios viajes de ida y vuelta para rentabilizar sus costosos motores, no ha hecho desaparecer las barcazas más tradicionales. 

Son “embarcaciones de fibra, poco sofisticadas” y también pesqueros “que transportan a los inmigrantes irregulares hasta un punto cercano a las costas españolas y desde allí son trasbordados a pequeñas barcas, suministradas por el propio barco, para que con ellas arriben al litoral español”, explican

Una avalancha de 10.000 inmigrantes ilegales

Con estos indicios, los técnicos del CNI han alertado de que España debe estar preparada para una gran avalancha que superará holgadamente 10.000 inmigrantes ilegales hacia las costas españolas, procedentes de Argelia, como consecuencia de concentrar en unos días la llegada de pateras que habitualmente se registra en todo un año.

En 2021, se contabilizó la entrada irregular de 11.330 argelinos, según datos de la Policía Nacional. En los cinco primeros meses de este año, antes de que comience la temporada de más intensidad, se han registrado 1.156.

Una oleada que, advierten, será complicada de frenar porque se producirán desembarcos simultáneamente en varios puntos del Levante español. La estadística oficial no recogerá, obviamente, todos aquellos que, a su llegada, logren sortear las fuerzas de seguridad. 

Argelia, por debajo aún de Marruecos

Las cifras de Argelia, un socio al que las autoridades españolas han venido reconociendo su colaboración en la contención de la emigración irregular, están actualmente muy por debajo de las de Marruecos, aun después de que España haya recompuesto sus relaciones con Rabat. 

Desde comienzos de año, 7.160 inmigrantes irregulares llegaron a España desde Marruecos por vía marítima, frente a los 1.250 que lo hicieron desde Argelia; es decir, menos de una quinta parte. 

Hay que tener en cuenta que la inmensa mayoría de los inmigrantes que parten de las costas argelinas son nacionales del país, mientras que los que lo hacen desde Marruecos son mayoritariamente marroquíes, pero también subsaharianos. 

Repunte en la llegada de pateras

Por lo pronto, más de 300 inmigrantes ilegales han llegado a las costas españolas, a BalearesAlmería Murcia, procedentes de las costas argelinas esta semana.

Una treintena embarcaciones han sido interceptadas por los diferentes operativos de Salvamento Marítimo y las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado desde el lunes, aunque la mayor parte de ellas han llegado a territorio nacional en las últimas 48 horas, justo cuando se ha recrudecido la crisis diplomática entre España y Argelia.

Las Islas Baleares registraron este miércoles la recepción de seis pateras, la mayor cifra en lo que va de año, para un total de 113 ilegales. La mayor parte son de nacionalidad argelina, aunque hay un número indeterminado de sirios.

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?