Comunidad Valenciana

Extinguido en Castellón el mayor incendio forestal de este verano en tierras valencianas

Atendidos por golpes de calor siete miembros del personal anti-incendio

Incendio en Azuébar (Castellón)
photo_camera Incendio en Azuébar (Castellón)

El incendio forestal en Azuébar (Castellón), pequeño municipio de 320 habitantes censados cercano a Segorbe, es el mayor incendio que ha habido este verano en la Comunidad Valenciana.

Se han quemado más de 500 hectáreas, ha sido necesario desalojar a los vecinos de esta localidad de la Sierra de Espadán la noche del 14 al 15 de agosto y ha requerido una numerosa intervención de medios materiales y humanos (UME, Bomberos, personal de Emergencias).

Ayer continuaron trabajando 135 efectivos, en un incendio que ya estaba estabilizado desde las 4 horas de ayer lunes.

Han sido 16 horas de trabajo extenuante para el personal responsable, y en unas condiciones muy duras.

En concreto, han tenido que ser atendidos por golpes de calor en las tareas de extinción tres miembros de la Unidad Militar de Emergencias (UME), otros dos de la Asociación de Trabajadores de las BRIF del Ministerio de Transición Ecológica, y dos bomberos de brigadas forestales de la Generalitat Valenciana.

Según una primera estimación, la causa del fuego fue un rayo de una tormenta seca en la tarde del sábado, 14 de agosto, aunque la Guardia Civil ha iniciado investigaciones para descartar otras causas. Las altas temperaturas avivaron el incendio.

El desalojo del pueblo

Según han manifestado a El Confidencial Autonómico fuentes próximas al proceso, “era imprescindible desalojar por la noche Azuébar en la madrugada del domingo, aunque algunos vecinos no lo estimaban necesario, pero las llamas llegaron muy cerca y el humo hacía muy peligrosa la estancia en sus casas de los habitantes del pueblo”.

Así mismo, han subrayado que “es muy lógica y razonable la resistencia a abandonar los domicilios, la incertidumbre y las molestias a gente mayor y niños, pero nuestro deber es que prime la seguridad”.

El domingo, 15 de agosto, los vecinos de Azuébar pudieron volver a sus casas, tras la “gran solidaridad que han tenido con nosotros los de pueblos vecinos, la verdad un diez”.

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable