Cataluña

La Guardia Urbana de Barcelona contará con un protocolo de protección para las agentes embarazadas

El sindicato SAPOL anuncia que “saldrá publicado en breve”

Agentes de la Guardia Urbana de Barcelona, en un acto.
photo_cameraAgentes de la Guardia Urbana de Barcelona, en un acto.

El sindicato policial SAPOL de Barcelona ha anunciado esta semana la aprobación de un protocolo de protección “para las mujeres embarazadas y lactantes naturales en la Guardia Urbana de Barcelona” que, según el comunicado, “saldrá publicado en breve”.

El protocolo ha sido elaborado a raíz de una reunión en la que participaron el Departamento de Prevención de Riesgos Laborales y de Igualdad de la Gerencia de Recursos Humanos y Organización, así como representantes de la Guardia Urbana de Barcelona y de los sindicatos SAPOL, CCOO y UGT.

SAPOL ha definido el protocolo como “pionero en el ámbito de las policías locales” que “hasta la fecha la Guardia Urbana nunca había tenido” y que la Inspección de Trabajo ha calificado como “impecable”.

Desde SAPOL han agradecido “el trabajo y esfuerzo realizado a todas las personas que han colaborado y trabajado en este proyecto” para conseguir un protocolo “lo más completo posible, referente para otros cuerpos de seguridad” que, según SAPOL, “ya han mostrado su interés para su posible réplica”.

Elaborado a través de experiencias

Para elaborar el protocolo, los representantes realizaron estudios a través de las “experiencias, ideas y diferentes problemáticas” experimentadas por las agentes y mandos de diferentes unidades, que han mostrado “las carencias en la complementación de su vida laboral y su circunstancia personal temporal”.

Además, recopilaron información de fuentes oficiales, como el Instituto Nacional de la Seguridad Social o la Ley 31/1995 de Prevención de Riesgos Laborales, para conocer las “recomendaciones genéricas para la protección de las agentes de la Guardia Urbana en situación de embarazo y lactancia natural”.

Desde el primer momento

El protocolo establece un sistema que se inicia “en el momento que una agente tenga conocimiento de su estado de embarazo o lactancia natural”.

La persona rellenará unos formularios disponibles en cualquier dependencia de la Guardia Urbana de Barcelona. En ellos, dará a conocer la nueva situación al mando de su unidad, quien será el encargado de comunicarlo a los diferentes departamentos: Prevención y Riesgos Laborales, Inspección Médica, Igualdad y Recursos Humanos Gerencia de Seguridad y Prevención.

Posteriormente, se procederá a “evaluar los riesgos del servicio” y se podrán “adaptar las condiciones” o, directamente, “cambiar a otro servicio o actividad”.

Una vez publicado, la administración y la Jefatura de la Guardia Urbana de Barcelona dará difusión a toda la plantilla del nuevo protocolo, dándole a los mandos de las unidades la formación necesaria para su conocimiento y aplicación.

En somos ECD ofrecemos contenidos y servicios únicos y exclusivos La comunidad de Somos ECD está mejor informada, con contenido exclusivo, único y reservado y servicios únicos

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes