Cataluña

Los opositores a Pere Navarro dentro del PSC acuerdan una ‘tregua’. Quieren comprobar cómo evolucionan sus relaciones con la directiva del PSOE antes de volver a la carga

Los movimientos de base críticos con Pere Navarro dentro del PSC van a reducir la intensidad de sus presiones. La ruptura de la disciplina de voto en el Congreso a finales de febrero, en la que los socialistas catalanes se expresaron a favor del derecho a decidir –con la excepción de Carme Chacón– ha motivado que los opositores a la actual dirección opten por esperar para darle el impulso definitivo a su proyecto alternativo.

Desde el momento en que Pere Navarro se hizo cargo del Partido Socialista de Cataluña, hubo una serie de militantes que se mostraron críticos con su gestión interna y externa. Según ha podido saber El Confidencial Autonómico, tras el órdago de su primer secretario al romper la disciplina de voto del PSOE, esos grupos alternativos han optado por “darle un respiro” a su líder.

Las reuniones entre descontentos con Pere Navarro empezaron en noviembre de 2011, tras las elecciones, en las que registraron sus peores resultados en las urnas catalanas. Según comentan los asistentes a esos foros, no son grupo homogéneo y en los debates confluyen varias corrientes y tendencias.

Una de las más representativas la conforma el grupo Avancem!, dentro del que se incluyen Joan Ignasi Elena, Jordi del Río y Fabián Mohedano, entre otros. Su objetivo es renovar el PSC “desde dentro”. “No queremos dudas sobre el derecho a decidir”, añaden.

Un respiro para Navarro

El núcleo duro en oposición a Navarro ha presionado en los últimos meses para que el partido impusiese su criterio respecto a la declaración de soberanía de Cataluña, aunque fuese en contra de las directrices de Ferraz.

Tal y como manifiestan fuentes consultadas por ECA, el plante de su secretario respecto a la disciplina de voto ha sido una “sorpresa agradable” que les ha animado a aparcar momentáneamente su pulso con la actual dirección.

La opción de desmarcarse del PSOE y escindirse de la matriz también está sobre la mesa, pero los críticos con Navarro prefieren esperar los próximos movimientos de su actual primer secretario y “no debilitarle” en estos momentos.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?