Canarias

Los productores del Plátano de Canarias obtienen el 'sello nacional', paso previo a que la UE lo declare 'cultivo protegido' y lo blinde con subvenciones

El Boletín Oficial del Estado (BOE) ha publicado la Resolución de 14 de abril de 2011, de la Dirección General de Industria y Mercados Alimentarios, por la que se concede la protección nacional transitoria a la Indicación Geográfica Protegida 'Plátano de Canarias', lo que supone que este producto cuenta ya con un sello de calidad nacional a la espera de que la Unión Europea tramite la solicitud para la concesión de la protección europea definitiva. A través de una nota de prensa, la Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Medio Ambiente del Gobierno de Canarias ha indicado que este reconocimiento supone que sólo la producción isleña obtenida bajo los controles y certificación requeridos podrá comercializarse aludiendo al archipiélago evitando así la competencia desleal, trámite que supone un paso importante hacia la obtención definitiva de esta figura de protección, la primera en distinguir el cultivo del plátano en la UE. La solicitud del pliego de condiciones de la IGP de este producto -donde se justifica la singularidad del mismo y su historia asociada al archipiélago- fue remitido con fecha de 10 de marzo a la Comisión Europea, que será la encargada de su publicación en el Diario Oficial de la Unión Europea (DOUE) para que los productores de otros países pueden presentar alegaciones a dicha petición. "La Indicación Geográfica Protegida (IGP) para el plátano canario sería el primer sello de calidad de toda la UE para este cultivo, lo que permitiría que la marca Plátano de Canarias pase a tener reconocimiento comunitario y pueda, por tanto, beneficiarse de la protección y acciones que tiene prevista la normativa europea para alimentos de calidad diferenciada", señaló la directora del Instituto Canario de Calidad Agroalimentaria (ICCA), Sulbey González. En el pliego de condiciones se establece la única variedad de plátano protegida, la Cavendish, así como sus características fisicoquímicas y organolépticas, y la delimitación de la zona geográfica en la se produce. Se determinan también los métodos de cultivo, recolección, manipulación, envasado y transporte, así como las normas de etiquetado.

 
Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes