Baleares

Se empezará a cobrar a partir de junio

Baleares justifica la tasa turística por su déficit de financiación autonómica

El gobierno de Francina Armengol explica en el decreto por que el aprobó este impuesto que los recursos que recibe del Estado son insuficientes

Islas Baleares.
photo_cameraIslas Baleares.

El gobierno de Baleares aprobó el pasado marzo una tasa turística. Debido a esta “ecotasa”, los viajeros que decidan visitar las islas desde junio deberán abonar una cantidad concreta que oscilará entre 0.25 céntimos y 2 euros. Esto ha provocado grandes críticas en el sector hotelero.

El turismo es el principal motor de la economía de las Islas Baleares así como el que más repercusión genera. Debido a esto último, desde el gobierno autonómico explican que debe ser sostenible en el tiempo, ya que durante los últimos años se ha dado una explotación excesiva de los recursos territoriales y medioambientales, lo que ha requerido su mantenimiento, y por tanto una inversión.

Ante este hecho y para evitar continuar fomentándolo, se decidió garantizar un turismo sostenible y hacerlo compatible con el respeto al medio ambiente. Además, esto traería consigo una inversión en infraestructuras así como una regulación en materia laboral debido a la precariedad que se sufre durante los meses de más ocupación en las islas.

Sin embargo, esta inversión, tal y como explica el gobierno de Baleares, no es posible llevarla a cabo con los recursos que les son destinados desde el ejecutivo.

En la ley sobre el impuesto turístico publicada en el Boletín Oficial del Estado (BOE) afirman que “el sistema financiación de las comunidades autónomas claramente es insuficiente para cubrir las necesidades actuales a las que hay que hacer frente”.

Justifican la “ecotasa” por el sistema de financiación

Por lo tanto, ‘culpan’ al sistema de financiación establecido en España de ser insuficiente para las Islas Baleares, ya que en el momento en el que es necesario invertir en infraestructuras no poseen de recursos suficientes.

Por ello, ante la necesidad de inyectar dinero, el gobierno de las Islas Baleares decidió hacer uso de la Ley Orgánica sobre la financiación de las comunidades autónomas a través de las medidas financieras por las que se permite obtener recursos para llevar a cabo los objetivos del territorio.

Esta no es la primera vez que se cuestiona el sistema de financiación autonómico en las Islas Baleares. Partidos políticos como Esquerra han criticado duramente esta ‘repartición’ ya que aportan más recursos de los que finalmente reciben. Incluso el Partido Popular se ha mostrado reacio al mismo.

No se puede dejar a un lado, que durante años, esta comunidad ha estado entre las más perjudicadas. Las balanzas fiscales han confirmado que Baleares ha sido la segunda comunidad peor financiada.

 El sector espera una caída en el gasto medio de los turistas

Como ya contó El Confidencial Autonómico, el sector hotelero en las Islas Baleares no se muestran muy conformes con esta decisión del gobierno autonómico ya que a largo plazo esperan una caída en el gasto medio de los turistas que decidan pasar sus vacaciones en algunas de las islas ya que tendrán que hacer frente a la “eco tasa”.

Además, al ser un destino que lo que ofrece es sol y playa, la Federación Empresarial Hotelera de Malloraca (FEHM) espera que muchos de los visitantes que solían acudir a sus playas se desplacen a partir de este verano a la costa mediterránea, donde no tendrán que pagar ninguna tasa.


Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?