Andalucía

El servicio de protección especial de Obama visitará Marbella los próximos días. La familia del presidente estadounidense dispondrá de 60 agentes de élite en su hotel

Marbella se prepara para recibir a la familia del presidente de Estados Unidos. La Casa Blanca ya ha transmitido a las autoridades españolas cuál será el despliegue de seguridad para proteger a la esposa e hija de Barack Obama. Y en el dispositivo no participarán ni la Policía ni la Guardia Civil. Desde el gabinete de Obama han dado instrucciones al Ejecutivo español advirtiendo de que en los próximos días se desplazarán hasta Marbella miembros del servicio de protección especial del presidente de Estados Unidos, el Servicio Secreto. Entre los agentes habrá efectivos de la unidad SWAT, especializada en intervenciones rápidas y situaciones de alto riesgo. En total, según ha podido saber El Confidencial Digital, sesenta agentes estadounidenses serán los encargados de garantizar la plena seguridad de la familia Obama. Todos ellos, pertenecientes a la élite policial americana, formarán el primer círculo de seguridad. Está previsto el desplazamiento inminente de una primera 'avanzadilla' de agentes al hotel donde se alojará la familia Obama para concretar los primeros detalles del dispositivo de seguridad. Las fuentes consultadas por ECD explican que la Casa Blanca no se ha puesto en contacto con el ministerio del Interior para coordinar un operativo conjunto. Sólo serán ellos, los agentes estadounidenses, quienes tengan contacto con la familia de Obama, dejando a la Policía española y a la Guardia Civil otras tareas. Los agentes de la Benemérita de Marbella, localidad que depende del instituto armado a efectos policiales y de seguridad, se encargarán de los servicios de contravigilancia en torno a la localidad malagueña: patrullaje y controles en la zona. El Cuerpo Nacional de Policía, por su parte, no tendrá ninguna presencia en el operativo marbellí, a pesar de que la ciudad de Málaga cuenta con una sección de la Unidad de Intervención Policial (UIP), los conocidos como 'antidisturbios'. La Policía española sí será la encargada de garantizar la seguridad en Palma de Mallorca, en caso de que Obama decida desplazarse a la isla para reunirse con el rey. Los agentes cubrirán, efectivamente, el traslado del presidente estadounidense desde el aeropuerto hasta el palacio de Marivent. El resto del dispositivo lo realizará el personal de seguridad de la Casa Real.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?