AN

Villaquiran Abogados habla sobre la aceptación de herencias

Con la muerte de una persona, más allá del dolor y la pesadumbre presentada en sus familiares y seres queridos, se generan una serie de consecuencias en la esfera patrimonial que es necesario ordenar y resolver.

El fallecido, en mayor o menor medida, deja bienes que quedarán constituidos en la llamada herencia yacente. Esto conlleva a la realización de una serie de trámites, entre los que se encuentra la aceptación de herencia.

Villaquiran Abogados cuenta con un equipo de abogados especializados en materia de sucesiones. Sus servicios facilitan la gestión de herencias, debido a que ofrecen a los clientes asesoría para que puedan efectuar los trámites con seguridad jurídica.

La aceptación de la herencia

La aceptación de la herencia es un acto libre mediante el que una persona manifiesta su voluntad de acceder a los bienes que le corresponden, ya sea por testamento o por ley. Es una acción individual, por tanto, para dar este paso no es necesario llegar a un acuerdo con el resto de herederos.

En ocasiones, recibir una herencia puede significar un problema para el beneficiario. El motivo de esto es que debe aceptarse o rechazarse en su totalidad, pero no es posible aceptar solo una parte de esta. Es decir, el heredero debe asumir tanto los bienes, el dinero y las propiedades de la persona difunta, como las cargas y deudas que vengan adosadas.

Una vez realizada la aceptación es cuando se adquiere la condición de heredero; hasta entonces habrá permanecido en forma de herencia yacente. El acto que prosigue a la aceptación es la partición de la herencia, que implica repartir los bienes del causal hereditario entre los beneficiarios.

Documentación necesaria para aceptar una herencia

Para aceptar la herencia, es necesario presentar una serie de documentos. Entre estos, el certificado de defunción, el de actos de última voluntad y contratos de seguros de coberturas de fallecimiento, junto con el testamento o acta de declaración de herederos intestados.

También es necesario reunir otros documentos relativos a los bienes de la herencia, los cuales ayudarán a tomar una decisión sobre la aceptación o la renuncia. Se trata del certificado de saldos bancarios, recibos del IBI, escrituras de propiedad o notas simples de bienes inmuebles, permiso de circulación y ficha técnica de sus vehículos. Por supuesto, también hay que sumar documentos acreditativos de su identidad y la de los herederos, como el DNI y el libro de familia.

Adentrarse en la tramitación de la aceptación de herencia es un proceso complejo para el cual es fundamental contar con asesoría, como la ofrecida por Villaquiran Abogados. Estos profesionales se encargan de guiar en todos los pasos a realizar, acompañando al cliente en todo el proceso. 


Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?