AN

Tramitar una herencia de la mano de Gaudium Asesores

Las renuncias de herencias en España registraron una cifra histórica en 2021. Según el Consejo General del Notariado, aproximadamente 56.000 operaciones de repudiación fueron firmadas en dicho plazo, siendo el mayor número desde el año 2007. Entre las razones de las renuncias destaca el miedo a obtener poco beneficio en comparación a todo el trabajo que implica la documentación de una herencia. Sin embargo, en la actualidad existen despachos que se especializan en derecho sucesorio y que pueden encargarse de tramitar una herencia con facilidad. Tal es el caso de Gaudium Asesores, reconocido por su servicio de gestión integral de herencia.

¿Cuáles son los pasos para tramitar una herencia?

El primer paso es solicitar documentos oficiales. Uno de ellos es el certificado de defunción, emitido por el Registro Civil que corresponda según el domicilio del fallecido. Por otra parte, en el Ministerio de Justicia se deben pedir el certificado de actos de última voluntad y el certificado de contratos de seguros de cobertura de fallecimiento.

El segundo paso es tramitar el testamento o la declaración de herederos, dependiendo de cuál sea el caso. Ambos documentos implican una visita a la notaría (o al Juzgado de Primera Instancia si el heredero no es familiar directo).

El tercer paso destaca entre los más importantes y consiste en hacer un inventario. Para ello, se deben recopilar certificados de catastro, de saldos bancarios y otros documentos que adjudiquen bienes, derechos y deudas al fallecido.

El cuarto paso es plasmar el reparto de la herencia entre los diferentes herederos en el cuaderno particional.

El pago de impuestos, último paso en el trámite de herencia

Una de las tasas obligatorias es el Impuesto de Sucesiones y Donaciones (ISD). Su pago debe efectuarse en un plazo máximo de 6 meses a partir del fallecimiento. Aunque se pueden solicitar prórrogas, estas incluyen intereses.

La cantidad de este arancel puede variar según la comunidad autónoma de residencia del fallecido. Por tal motivo, se recomienda utilizar una calculadora de impuestos. Algunos datos requeridos son el valor de la porción que se adjudica al heredero y el parentesco del sujeto pasivo con el fallecido.

Una forma más precisa de calcular el impuesto es contratando a un despacho que ofrezca dicho servicio, como es el caso de Gaudium Asesores. Este equipo también proporciona acompañamiento en el proceso completo y asesoría para todos los involucrados: testadores, herederos y legatarios.

Finalmente, se debe pagar el impuesto de plusvalía municipal (IIVTNU), el cual solamente grava los terrenos de naturaleza urbana. Puede ser liquidado o autoliquidado ante el ayuntamiento que corresponda según la ubicación del terreno.

Una vez concluidos todos los pasos mencionados, el trámite de la herencia estará terminado. En definitiva, es un proceso que debe ser estudiado y comprendido antes de que los legatarios procedan a la aceptación o a la renuncia.


Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes