AN

Solucionar la crisis de precios en la agricultura con la venta online, por Sabor a Naranjas

La venta de frutas y verduras en tiempos de pandemia no ha sido tan sencilla para muchos agricultores en el mundo, ya que los intermediarios han aumentado los costes de sus servicios. Las personas llegan al supermercado y adquieren sus alimentos, pero no son conscientes de todo el proceso que hay detrás de esa cadena alimentaria.

Sabor a Naranjas es una empresa especializada en la venta de cítricos a través de la virtualidad que está defendiendo los derechos de los cultivadores, un sector muy castigado por la economía y que requiere de un respaldo urgente para evitar que la crisis de precios en la agricultura sea más crítica.

Cómo respalda Sabor a Naranjas al agricultor en medio de la crisis

Esta productora de cítricos ofrece a los consumidores un producto natural, sin manufacturar, directamente del campo y en el punto óptimo de maduración. Para apoyar a los labradores que atraviesan una dificultad generada por los costes agrícolas actuales, se requiere un vínculo más estrecho entre el productor y el consumidor. Sabor a Naranjas se encarga de cultivar, recolectar y comercializar sus productos, sin terceros, lo que alivia el bolsillo de muchos campesinos que merecen recibir un precio justo por su labor. Ya no es necesario salir de casa y hacer largas filas en los supermercados para adquirir naranjas frescas. Gracias a la compra online que ofrece esta empresa familiar los clientes podrán comprar un buen producto y contar con la asesoría directa de los fruticultores para resolver cualquier inquietud.

Rescatar la agricultura

Una de las prioridades de la Comisión Europea en medio de la pandemia generada por el COVID-19 continúa siendo sostener la seguridad alimentaria y ello se ha logrado gracias a que el sector agroalimentario, a pesar de atravesar crisis muy profundas, no ha abandonado su labor en el campo. Sin embargo, muchos cultivadores de cítricos continúan trabajando con dificultades porque son las personas que menos dinero reciben en la cadena de producción de alimentos.

Por tal razón, empresas como Sabor a Naranjas hallaron una opción para ofrecer a los consumidores finales un servicio personalizado a través de las plataformas virtuales. La comercialización de frutas de manera online es en definitiva una solución para ofrecer buenos productos y recibir una ganancia justa por ello. Sabor a Naranjas invita a los clientes a ser generosos y a comprar cítricos cultivados por labriegos que aman su labor y desean potenciar el consumo local. 


Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?