AN

El Riad Belle Epoque, un espacio único en Marrakech, con personajes icónicos de la belle époque que dan vida a las habitaciones

El paso del siglo XIX al XX representó una vanguardia estética y cultural que marcó un tiempo inolvidable. Personajes icónicos de este período, como Coco Chanel; Karen Blixen; Josephine Baker; Mata Hari, Anita Delgado, Isadora Duncan y La Bella Otero identifican cada dormitorio con un glamour único en las habitaciones del Riad Belle Epoque, un hotel con encanto, ubicado en la majestuosa ciudad imperial de Marrakech. Inteligencia, belleza, sensualidad, cultura y libertad confluyen en la historia de siete mujeres que dan vida al estilo de igual número de habitaciones de este alojamiento.

Brillo en cada rincón con un estilo Art Deco

El concepto para rehabilitar esta antigua vivienda noble fue creado por una pareja de españoles especialistas en turismo y hostelería. La ubicación de este y otros hoteles en Marrakech, en la Medina, o ciudad antigua marroquí, así como la hospitalidad del personal autóctono, llenan de encanto cada espacio. Antigüedades y objetos de arte han sido dispuestos por los propietarios, quienes han sabido mezclar piezas propias del Art Deco con la artesanía marroquí.

El estilo apasionado de la escritora danesa Karen Blixen, marcado por influencias africanas, es una de las propuestas decorativas. Asimismo, el romanticismo que representa la vida de la bailarina española conocida como La Bella Otero da a otra de las habitaciones un sofisticado estilo. 

Otra de las figuras femeninas que ha despertado la inspiración de los fundadores del hotel es Isadora Duncan, ejemplo de la impecable ejecución de la danza clásica. El toque exótico y sensual llegó al Riad con la historia de la espía más atractiva de todos los tiempos: Mata Hari. Mientras que el glamour y la rebeldía quedaron plasmados en la habitación dedicada a la imponente estampa de la diseñadora Coco Chanel.

La magnética personalidad de la cantante malagueña Anita Delgado, quien se casó con el Maharajá de Kapurtala, ha quedado reflejada en otro de los recintos del hotel boutique; así como la personalidad seductora de la estadounidense Josephine Baker, actriz de cine, bailarina y cantante de cabaret.

Un acogedor patio-jardín interior con piscina, un salón comedor con chimenea y un espacio chill out, complementan la fusión de arquitectura, arte e historia.

¿Qué servicios ofrecen?

Al visitar la página web del Riad Belle Epoque, los usuarios pueden reservar un mínimo de tres noches, con desayunos tradicionales marroquíes incluidos. La empresa también dispone de otros platos de la gastronomía local para el resto del día. Además, el hotel realiza tours por la ciudad y excursiones, como las visitas al desierto al caer la tarde.

La exuberante y a la vez delicada decoración, la cariñosa atención del personal y los servicios de calidad para disfrutar de la gastronomía y del relax, hacen del Riad Belle Epoque un hotel único, que se ha convertido en una visita obligatoria para quienes buscan, tal como expresan sus líderes “un verdadero oasis de descanso y contemplación”.


Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes