AN

El mercado inmobiliario actual en Valencia

El mercado inmobiliario de Valencia atraviesa uno de sus mejores momentos. La ciudad ha registrado más de 2.900 compraventas de propiedades en el tercer semestre de 2022, la cifra más alta desde 2007. 

Este impulso está siendo aprovechado por las inmobiliarias Valencia, encargadas de guiar a los compradores y vendedores. Una de las más veteranas de la zona es Cuenca & Mirasol, con más de 30 años en el sector. 

¿Cómo se desarrolla la compra inmobiliaria en Valencia actualmente?

El 29 % de las operaciones inmobiliarias registradas en Valencia en 2022 corresponden a compras de vivienda por inversión. Esto sigue la línea del año 2021, cuando representaban un 30 %. Dos tercios de las partes de las propiedades compradas en la ciudad tienen un valor promedio de 112.000 euros. 

La mayoría de inversores que compran una vivienda tienen el objetivo de ponerla en alquiler. Además, se estima que el alquiler en Valencia se sitúa actualmente en 8,8 euros por metro cuadrado. Estos números hacen que la rentabilidad de comprar una vivienda para inversión sea buena, generando aproximadamente unos 300 euros al mes.

Por otra parte, más de la mitad de las operaciones actuales corresponden a la compra de primera vivienda. Sin embargo, Valencia se sitúa por debajo de la media nacional en cuanto a compras de propiedades de obra nueva: menos del 0,3 % de las transacciones corresponden a viviendas de este mercado. 

¿Qué tipos de compras inmobiliarias se pueden hacer en Valencia?

Las personas interesadas pueden comprar una vivienda en Valencia tanto para inversión como para vivir en ella. Las áreas con mayor interés se localizan en el centro de la ciudad, como la Plaza del Ayuntamiento o el barrio del L’Eixample. 

Por otra parte, algunas inmobiliarias Valencia se encargan de hacer compras de edificios y de gestionar toda la documentación necesaria del proceso. Si la construcción es residencial, esta operación no afecta a los inquilinos.

Cuenca & Mirasol se especializa en las dos modalidades mencionadas. La empresa cuenta con ofertas en sitios céntricos, como la calle Xátiva de Valencia, para que los clientes compren pisos.

En cuanto a la compra de edificios, la inmobiliaria está interesada en adquirir construcciones históricas, residenciales o de oficinas. Gracias a dicha estrategia, Cuenca & Mirasol ha concretado más de 50 operaciones de compraventa de edificios en sus tres décadas de existencia. 

A pesar de que los precios de compra también han alcanzado cifras máximas que no se veían desde 2012, el boom de bienes raíces en Valencia sigue con fuerza. Compradores, vendedores y brókeres aprovechan este momento para cerrar tratos y contribuir al mercado inmobiliario de la ciudad. 


Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?