AN

Los 7 pasos esenciales a tener en cuenta para cambiar una bañera por un plato de ducha de la mano de Febelink

Un cambio que permite ganar espacio y practicidad en la vivienda es la instalación de un plato de ducha en reemplazo de la bañera. Es una de las reformas más comunes que se realiza actualmente en el baño de un hogar.

En este sentido, son cada vez más las personas que optan por llevar a cabo esta reforma y a la hora de realizarla, existen dos caminos posibles. Quienes tengan el conocimiento y la destreza suficientes pueden intentar realizar la obra por su propia cuenta, mientras que para aquellas personas que no sepan cómo proceder, la mejor opción es buscar a un profesional que sea especialista en ese tipo de trabajos.

Para encontrar a los mejores profesionales del sector de la reforma y la fontanería para realizar un cambio de bañera por plato de ducha, una de las mejores soluciones es Febelink, una conocida plataforma de servicios profesionales donde los usuarios valoran y recomiendan a cada uno de los trabajadores inscritos.

7 pasos para cambiar la bañera por un plato de ducha

Para los manitas del hogar que se atreven con todo, el proceso que hay que seguir para cambiar una bañera por un plato de ducha se puede reducir a 7 pasos clave. Antes de ponerse manos a la obra, es muy importante elegir el tipo de plato de ducha que se instalará (acrílico, carga mineral y cerámicos son los más frecuentes), la mampara, la grifería y el revestimiento. Actualmente, con los avances constantes que vive el sector, el cliente podrá elegir entre un amplio abanico de opciones: mamparas de aluminio, cristal templado o acero inoxidable; grifería con efecto lluvia o efecto hidromasaje, o revestimientos como el de azulejo cerámico o el de microcemento. Por lo tanto, el primer paso será saber el estilo y los colores que se desean para el baño.

Para poder empezar con la reforma, es esencial cortar el agua con la llave de paso. El tercer paso será, una vez comprobado que no hay agua circulando, quitar la grifería y aprovechar la maniobra para quitar el anclaje del desagüe y la pletina. A continuación, se deben picar y retirar todos los azulejos y ladrillos que rodean la bañera para poder quitarla. El quinto paso será subir los grifos de la ducha, ya que estos deben situarse a una altura superior que los de la bañera.

Habitualmente, el desagüe no coincide con el plato de ducha, por lo que será necesario ajustarlo. En este sexto paso, también será esencial alisar el suelo con mortero hasta conseguir que esté uniforme para instalar el plato de ducha.

El último y séptimo paso será colocar el plato de ducha nuevo y alicatarlo. Para pegar el plato de ducha nuevo, se debe aplicar cola específica impermeable para azulejos de baño en la zona que cubrirá el plato y colocarlo encima; golpeando suavemente a posteriori con un martillo o alguna otra herramienta no afilada para que se adhiera bien.

La solución para los no tan manitas: Febelink

Si los consejos para cambiar una bañera por un plato de ducha parecen demasiado complejos y la persona interesada en hacer la reforma no se ve con la destreza suficiente como para hacerlo, la mejor opción es recurrir a un profesional especializado en el sector y con años de experiencia que se encargue de hacer el trabajo. A través del buscador Febelink, es posible encontrar servicios profesionales de todo tipo, entre estos los de los mejores fontaneros, que llevarán a cabo esta reforma de manera exitosa, obteniendo el cliente los mejores resultados posibles.

Una de las ventajas de la plataforma es su sistema de recomendaciones y valoraciones, de altísima fidelidad. Cada uno de los usuarios registrados puede señalar a un solo profesional de cada sector como “The Best” (el mejor). Además, la plataforma cuenta con un sistema de seguridad que hace que el registro de los usuarios sea único, lo que los protege a ellos y al mismo tiempo hace más fidedignas las valoraciones.

A la hora de emprender una reforma como la de cambiar la bañera por el plato de ducha, es posible seguir una serie de consejos y acometer la tarea por cuenta propia o si no recurrir a la búsqueda de profesionales valorados que ofrece la red Febelink, donde es posible encontrar a los mejores profesionales de un sector como la fontanería. Con esta plataforma de servicios profesionales, será más fácil que nunca encontrar al profesional indicado.


Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes